Dakar

lunes, 2 de agosto de 2010

Los Ferrufinos dominaron la carrera de “Buggies”

Max y Paúl Ferrufino se adueñaron de los primeros lugares en el Primer Campeonato de Buggies denominado Bicentenario de Cochabamba, organizado por el Club de Buggies Cochabamba, que ayer se corrió sobre un perímetro de casi cuatro kilómetros en las márgenes del rio Rocha, entre el puente Cobija y Cala Cala.
Max Ferrufino ganó en la categoría 1.600 cc (8 válvulas) y prácticamente voló sobre las “dunas” y curvas del Rocha, que ayer lució lleno de espectadores a lo largo del trayecto por donde transcurrió la prueba.
La gente, que también se apostó sobre el puente Cobija y el de Cala Cala, alentó de manera permanente a los pilotos “buggieros”, que entraron limpios a sus coches pero salieron llenos de barro y polvo, sin excepción, por la exigencia de la prueba.

UN ÉXITO

Desde las primeras horas de la mañana de ayer se percibió un inusitado movimiento de personas sobre el rio Rocha y el ruido de los motores no tardó en escucharse para la largada simbólica donde participaron los 17 competidores inscritos en las dos categorías: 8 y 16 válvulas (uno y dos ejes de levas respectivamente).
Fue el preámbulo, el convite para los espectadores que en pocos minutos incremento su número de manera considerable y le dio el marco adecuado para esta primera competencia, de los autos reformados y reforzados, sin techo pero con gran potencia.
El sistema de este primer campeonato fue de super prime. Cada piloto largó solo y dio dos vueltas al circuito, su tiempo fue contabilizado en la mesa de control para determinar el mejor.
Así, se fue viendo la “mano” de los volantes en el desarrollo de la prueba, pero aparejado a la capacidad conductiva, también es fundamental contar con una buena máquina, preparada para esta clase de competencia.
La primera categoría que se largó fue 1.600, 8 válvulas, ahí comenzó a destacar Paúl Ferrufino al mando de su peta blanca # 1, fue el más veloz, seguido de cerca por Pablo Arce, que llegó 3 segundos más tarde que el ganador.
Una zona en particular fue clave para ganar o perder segundos : la curva ubicada cerca del puente Cobija, a unos 50 metros de la meta.
En la categoría 1.600, 16 válvulas, Max Ferrufino ratificó sus condiciones de múltiple piloto en motos y autos, y demostró su pericia conductiva aparejada con un buen auto, que allanó el camino de la victoria.
Se dio un hecho peculiar, a Max que hizo un tiempo de 3’06’’29, le siguió en segundo lugar, su hijo Paúl a 12 segundos.
Nada que lamentar
Uno de los hechos destacados de la prueba “Buggie” de ayer, además de la gran convocatoria de espectadores y lo espectacular de la conducción, fue que no se lamentaron accidentes o eventualidades que pusieran en riesgo la integridad física de pilotos o de personas particulares.

Aunque como en toda prueba automovilística se produjeron desperfectos mecánicos y abandonos, propios del deporte tuerca.


CLASIFICACIÓN GENERAL

Categoría 1.600 cc (16 válvulas)
Puesto    Nombre    Tiempo

1    Max Ferrufino    3’06’’39
2    Paúl Ferrufino     3’18’’23
3    Felipe Granda    3’23’’06
4    Favio Claure    3’27’’02
5    Rubén Donaire3’29’’53

1.600  (8 válvulas)
1    Paúl Ferrufino    3’18’’27
2    Pablo Arce    3’20’’27
3    Favio Claure    3’23’’86
4    Ramiro Céspedes    4’01’’07
5    Jorge Román    4’33’’10
6    Hernán Yana    4’50’’52
Abandonó Lino Grájeda

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites More

 
Design by Free WordPress Themes | Bloggerized by Lasantha - Premium Blogger Themes | GreenGeeks Review